El Agua es Vida!!

El Agua es Vida!!

Sergio Vargas Recibirá la Máxima Distinción en el Congreso Hispanoamericano de Prensa de Nueva York

El destacado artista dominicano Sergio Vargas recibirá la máxima distinción en el marco del Congreso Hispanoamericano de Prensa que será celebrado del 21 al 24 de este mes, en esta urbe.

La ceremonia de entrega se hará en la cena de gala del congreso, en el exclusivo restaurante Riccardo’s Under the Bridge, en el Condado de Queens.

Vargas es oriundo de Villa Altagracia, en República Dominicana, donde comenzó a cantar con el grupo local La Banda Brava.

Hoy ha alcanzado la fama y una alta estima del público a nivel nacional e internacional, quien lo admira, por su gran don de gente, convirtiéndolo con sus aplausos en un afamado cantante de merengue, aclamado por su versatilidad y capacidad para cantar otras formas de la música tropical, incluidas las baladas.

Conocido como El negrito de Villa, en el 1980 cantó una versión de «Amor, Amor» de José José y ganó el segundo lugar en el Festival de la Voz organizado por el maestro Rafael Solano. Dos años después en 1982, pasó a formar parte de la orquesta de Dionis Fernández. En esta orquesta Sergio llegó a interpretar grandes éxitos como «Los diseñadores», «Al ritmo de la noche», «Un hombre y una mujer», entre otros.

Luego pasó a reforzar la orquesta «Los Hijos del Rey» como vocalista líder. Esta orquesta en sus inicios estaba liderada por Fernando Villalona y Raulín Rosendo. Fue en esta agrupación donde su popularidad empezó a crecer, tanto que tenía clubes de fanáticos no solo en República Dominicana, sino en Puerto Rico, Venezuela, Panamá y en la costa este de los Estados Unidos.

En 1986 sacó a la venta su primer disco de larga duración, bajo el sello discográfico Karen Records. Este LP incluyó el disco sencillo «La quiero a morir», el cual es la versión en español de «Je l’aime à mourir», del cantante francés Francis Cabrel.

En 1987 grabó otro álbum junto a Los Hijos del Rey titulado «La tierra tembló», con el que obtuvo un gran éxito. En el momento en que Sergio se lanza como solista, la mayoría de los músicos se fueron con él, menos Diómedes Núñez y poco después Orvis García. Los arreglos de esta producción fueron de Sonny Ovalles y su pianista Juan Valdez. Los sencillos de esta producción se convirtieron en éxitos: «Ciclón (fiesta de interior)», «Marola», «Al otro lado del sol», «Bamboleo», «Esta casa humilde», «Días de junio» y «Perla negra».

Más adelante, firmó con CBS Records en Los Estados Unidos y su álbum debut finalmente se convirtió en oro. En 1991, grabó con Sony.

Su arte se extendió por todos los continentes, pero aún mantiene su humildad y don de gente que lo llevaron a la cima, y sigue siendo uno de los mejores artistas del país quisqueyano.

Este año el Congreso Hispanoamericano de Prensa y el II Congreso Mundial de Universidades, tendrá como escenarios de las Naciones Unidas-ONU, la Universidad de Columbia (Columbia University) y el Colegio Comunal Lehman College.